La mayoría de madres solo pueden dedicarse a ellas mismas como máximo una hora diaria

Un 47% de madres españolas considera difícil conciliar la vida personal y profesional

  • 15 de May, 2016

Equilibrar la vida personal y profesional a veces resulta complicado, especialmente para las madres, debido a que de ellas se espera que escojan una opción sobre la otra. Así lo cree un 47% de las madres españolas, según revela el ‘Informe Global sobre Madres’, que ha contado con la participación de más de 1.000 madres españolas y cerca de 15.000 madres en todo el mundo.

Asimismo, el estudio señala que un 77% de madres españolas asegura estar haciendo un excelente trabajo en su carrera y que un 36%, a pesar de las dificultades, indica que es cada vez más fácil encontrar el equilibrio debido a horarios laborales más flexibles. Otro 14% afirma haber encontrado un equilibrio al delegar responsabilidades en otros miembros de la familia.

Con respecto a la conciliación, mientras que un 41% de madres españolas asegura tener una persona que le ayude con las tareas diarias, un 35% afirma no contar con nadie y realizar sola las tareas domésticas y actividades relacionadas con sus hijos (46% según la media global). No obstante, del total de madres que cuenta con la ayuda de una persona de su entorno, el 85% asegura seguir siendo la que lidera la familia. En España, el 59% de las madres afirma poder dedicarse a ella misma como máximo una hora diaria, mientras el 44% de las encuestadas en España, dedica entre 3 y 6 horas diarias a sus hijos y un 33% lo hace durante más de 6 horas.

Los valores de las madres

De todas las cualidades que han tendido que desarrollar las madres al tener hijos, las dos principales son la fuerza emocional (52%) y la paciencia (80%), según recoge el informe. La fuerza emocional (26%), junto a la empatía (35%) y la integridad (29%), también es uno de los valores más importantes que dicen querer inculcar a sus propios hijos.

Del documento también se desprende que el 86% de madres quiere que sus hijos sientan que están presentes aun cuando no pueden estar juntos. Además, un 67% considera que es más importante proporcionar buen ejemplo que estar involucrada en cada aspecto diario de su educación y cuidado. Por otro lado, después de convertirse en madres, las mujeres pasan a valorar más a sus propias madres, reconociendo principalmente tres cualidades: la paciencia (54%), la empatía (42%) y la fuerza emocional (41%).

Si quieres compartir...