Internet está cada vez más presente en todo el proceso de compra

Investigar online, comprar offline

  • 22 de Mar, 2013

Internet está cada vez más presente en el proceso de compra, aunque no se compre en una tienda online. Y es que según datos de nominalia, el 80% de las compras que comienzan en internet se acaban concretando en un punto de venta físico.

Es lo que se ha llamado ROPO: research online, purchase offline (investiga online, compra offline), un hábito de compra cada vez más extendido, según un estudio de Experian Marketing Services. Es decir, como apuntan casi todos los expertos, el consumidor es cada vez más multicanal, optando por un medio de compra u otro según le interese, sin renunciar ni a la información y opinión que ofrece internet, ni al asesoramiento y a la posibilidad de ver y tocar los productos del comercio tradicional.

Según el citado estudio, el 88% de los consumidores busca y compara por internet antes de contratar viajes, ocio y alquiler de vehículos. Hay que tener en cuenta que el 44% de los españoles contrata estos productos y servicios únicamente a través de la web. El porcentaje baja a entre el 60% y el 80% para telecomunicaciones, software, libros, juegos, electrodomésticos, servicios bancarios, automoción y material deportivo.

Cómo llegar al consumidor
Salvo el consumidor tradicional (un 22.9% del total), el resto de colectivos se ve influido por las recomendaciones en las redes sociales. Además, el estudio indica que cuanto más personal va a ser el uso del producto -como ropa, calzado y artículos deportivos- la influencia de los amigos es más importante que las opiniones de usuarios desconocidos de estas redes.

En cuanto al e-mail marketing, el 56,3% de los encuestados afirma que está suscrito a newsletters con información y ofertas, mientras que el 34,9% tiene un programa de fidelización que incentiva la compra online. El 43,1% reconoce la influencia de la publicidad online en el momento de realizar sus compras.

Del mismo modo, sigue creciendo el uso de los smartphones, que cada vez se utilizan más para escanear códigos QR y obtener información de productos y servicios: el 21,8% de los encuestados asegura que ya ha comprado alguna vez a través de su móvil, mientras que el 32,3% afirma que ha escaneado códigos QR.

Las ventas online siguen creciendo
Frente a la caída de las ventas minoristas en España, las ventas por internet se incrementaron en un 19,8% en 2012. El 48,4% de los consumidores compraron más que en 2011 y el 33,9% mantuvo su nivel de compras online.

Esto no quiere decir que no haya quejas: los compradores aún no se fían de la seguridad en la forma de pago (40,8%) y ven problemáticos los gastos de envío (77,2%), las dificultades para devolver los artículos adquiridos (61,8%) y la imposibilidad de ver y tocar el producto como en un establecimiento tradicional (66%).

Si quieres compartir...