Un estudio revela la importancia de la marca en la percepción del juguete

Una cuarta parte de los padres elige los juguetes según la marca

  • 19 de May, 2011

La marca ocupa el quinto lugar en los factores de decisión de compra de juguetes para los padres, según el estudio La marca en el sector del juguete, realizado por la consultora PAC Research & Education. El 26% de los padres tiene en consideración la marca a la hora de comprar el juguete, mientras que otros factores decisivos son lo que puede aportar el producto al niño (87%), lo que el niño les pide (72%) y el precio (60%). 

La marca es percibida como factor de calidad y seguridad, y es decisiva cuando “son las preferidas por los hijos y las viven con mucha intensidad”. Los padres manifiestan en el estudio que la marca “aporta confianza” y que “es más importante que el fabricante”. En menor medida, los padres opinan que el precio es garantía de calidad.

Cuando los hijos son menores de 5 años y por lo tanto no tienen preferencias sobre determinados productos o marcas, los padres se informan y tienen un mayor conocimiento de ellas. A partir de esa edad, los padres dejan de conocerlas, satisfacen las necesidades de sus hijos y compran los productos y marcas demandados por éstos cuya notoriedad les aporta confianza y también para evitar un desagradable rechazo.

De acuerdo con los datos de este estudio, a partir de los 5 años es cuando los niños deciden qué juguetes y marcas quieren. El 48% elige el juguete en función de su marca y la gran mayoría (43%) la asocia a un producto mejor. Asimismo, las marcas de juguetes se asocian a vivencias concretas. 

A partir de los 7 años comienza a disminuir el uso del juguete en favor de la electrónica (53%) y el juego físico con los deportes (25%), produciéndose un abandono del juego con juguetes a los 9 años. El tiempo de juego se reduce entre semana al patio por la carga de actividades extraescolares, mientras que el fin de semana los niños españoles juegan con juguetes (58%), miran la tele (40%) o hacen deporte (34%), aumentando el uso de juegos electrónicos a medida que crecen.

Las niñas españolas juegan más con juguetes que los niños. Prefieren las muñecas (58%), pinta y colorea (47%), puzzles y rompecabezas (46%); ellos prefieren los juegos electrónicos (54%), juegos de construcción (40%) y coinciden en la tercera elección de puzzles y rompecabezas (41%). A medida que aumenta la edad, se incrementa la importancia de la marca y los niños son capaces de identificar las marcas blancas.

El estudio también desvela que las madres (54%) se encargan de comprar los juguetes en España mientras que los padres (24%) lo hacen en menor medida y siempre consultando a su mujer (64%). En cuanto a los momentos de compra, el verano está ya considerado por detrás de cumpleaños y navidades.

En cuanto a lugares de compra, los padres prefieren hipermercados y grandes especialistas por el precio, el surtido de producto y la comodidad, siendo el detallista especializado elegido por la calidad de su producto y la comodidad. El estudio también refleja el poder de las marcas blancas, que se imponen en las grandes áreas ante aquellas marcas que no han sabido comunicar sus diferenciales o asociarlas a una categoría de producto.

El trabajo añade que “la innovación tecnológica actualmente es la tendencia preferente de los niños/as, aspecto del que los jugueteros son conscientes y ya se está llevando a cabo con incorporación en los juguetes (sistemas de reconocimiento de voz, mascotas virtuales, lectores ópticos, etc). El sector juguetero español es uno de los que más invierte en I+D+i llegando a renovar el 60% de todos los productos cada año.

Si quieres compartir...